[THELEMA EN ESPAÑOL]

Home/Join | Listado | Después | Previo | Al azar

alt-webring.com

thelema en español: Providencia

martes, 8 de junio de 2010

Providencia

En el mundo pre-moderno la historia era algo secundario, lo que existía se debía a otras cosas que igual existen pero en un plano superior. En cierto sentido, lo que ocurría materialmente era la encarnación de fuerzas espirituales superiores o la encarnación de mitos.

En el mundo moderno se ha descartado esa visión. En el mundo moderno el pasado, el presente y el futuro se determinan y se explican por la Historia. La Historia personal nos da identidad, la Historia colectiva nos da propósito como seres sociales.

Ahora bien, la Historia humana, ¿es un sucesión azarosa de eventos fortuitos? o quizás se trate de una sucesión de eventos que, de una forma u otra, responden a leyes o motivos racionales de tal forma que la Historia no es fortuita, sino que tiene un propósito y una dirección.

Estas dos opciones se resumen en esto: La historia no tiene sentido o sí tiene sentido. En ambos casos hay problemas.

Si la Historia no tiene sentido entonces aparece el "terror de la historia" que es básicamente esto: Vivimos todos a ciegas, dando de tumbos hacia la coladera, el mundo se está cayendo en pedazos, todo es cada vez peor y tarde o temprano moriremos en una hecatombe nuclear y la Naturaleza nos olvidará como un catarro pasajero que no significa nada.

Si la Historia tiene sentido, si los eventos históricos corresponden a la voluntad divina o a las leyes racionales de la Historia o X cosa, entonces la Historia tiene un propósito. La Historia es una novela, con muchos capítulos, que va hacia algo. Sin embargo, ese sentido, ese propósito o, en otras palabras, esa providencia, no se la dimos nosotros, nos es foránea. Si descubrimos ese sentido podemos participar en él, si encontramos qué leyes racionales rigen a la Historia podemos vivir según su código, o si es una providencia bajo la voluntad de ese ser. Pero ese propósito es unidereccional, es decir, va del punto A al punto B. ¿Y si yo no quiero llegar al punto B? En este gran plan alguien tiene que sufrir espantosamente ¿y si me toca a mí y no quiero? Si no te gusta, si no quieres entonces... ni modo, te aguantas. Y eso llamo yo "el terror de la providencia" a que haya un plan que nos manipula aunque no nos guste. No importa cuánto trates de curar el hambre en África, si la providencia quieren que sufran, tus esfuerzos son inútiles.

Si la primera opción es la correcta todos nos volvemos locos. La Historia no tiene sentido, y de la Historia es de dónde tomamos propósito como seres sociales, y mucha gente también su propósito como seres humanos y punto. Una existencia sin sentido ni propósito ulterior.

Si la segunda opción es la correcta es igual de malo o peor. Tus esfuerzos serán en vano, tu existencia es en vano, porque tú no le das forma a la Historia, sino la providencia. Si en el plan está la guerra, por más que te esfuerces en cambiar al mundo, no servirá de nada.

La "existencia histórica" de la modernidad lleva a la locura, con cualquiera de las dos opciones. Hay que ver más allá de la Historia.
Una posible solución: Los antiguos consideraban que vivir bajo las leyes sagradas, dos veces nacido (iniciado) en los misterios de la magia hacían que tras la muerte el iniciado existiera en el fuego de las estrellas. Más allá de la humanidad, como algo más que humano.

La solución está en ser más que humano. Que en nuestros días significa más que histórico.

Leer más...

2 comentarios:

Ale Rodriguastro dijo...

¿Has leído a René Guénon? Tal vez uno de los filósofos esotericos más consistentes que he leído. Y al contemporáneo Sloterdijk, él en una reflexión muy distinta pero con resonancias. ¡Bravo por tus escritos más literarios. Seguimos.

psm dijo...

Hay que leer a Prigogine.... Premio NObel de Química de 1978.... La historia es un relato....
Entrevista de la TV Belga subtítulos en Castellano....
"El fin de las certidumbres"


https://www.youtube.com/watch?v=7dACfzsEgIc